21.7.14

Cinco años

.

"Retomar el camino es volver sobre los propios pasos y recuperar aquello que se sabía propio, la herencia que sólo tiene sentido para la que sigue ligada a ese vínculo que siempre fue inexplicable y que ahora se sustenta en la memoria y en las cosas. La duda –otra duda-, lo que quedó pendiente para otra vida. Ahora que lo sabe no es más fácil, pero lo siente como terreno firme para mantenerse en el aire de ese salto que se atrevió a dar después de un largo rodeo, de la digresión que se acabó cuando descubrió del peor modo lo que ya sabía: lo que se construye de un solo lado se desploma por carencia de simetría.

cinco años

Si hiciera frío, el relato podría terminar con el rito y con el conjuro: es de noche en el mismo patio de baldosas rojas, ya no llueve y todo está quieto; los malos espíritus se han alejado; los espíritus de los amigos ausentes comparten con nosotros esta queimada. Una conjura finalmente el insomnio en aguardiente y la Otra descifra la mandala que se dibuja y se desdibuja desde hace años detrás de sus ojos.
Al final, todo cierra, casi como si alguien lo hubiera planificado de antemano. Alguien, que bien podría ser el toro, con su voz de birome azul, del otro lado de la postal de Finesterre."


.

[Fragmentos de "La postal de Finisterre", Laura Rossi]

1 comentario:

  1. Magnífico todo : lo que comprendo y comparto, lo que presumo y no tengo por qué
    comprender. Aquello que aquí me deja magníficamente impresionada. Lo que se impone entre el textos y la maravillosa edición en la que está presente lo que ya no está....y ha sido elevado al mejor de los recuerdos.

    ResponderEliminar